InicioHistoriaAztecas: conoce la civilización que dominó México antes que los españoles

Aztecas: conoce la civilización que dominó México antes que los españoles

Los aztecas (o mexicas) eran un civilización precolombina que dominó gran parte del territorio del actual México, principalmente el sur y el centro del país, entre los años 1300 y 1521. Hacia 1325 fundaron Tenochtitlán, el centro de la civilización azteca ubicado en lo que hoy es la Ciudad de México. Formaron un imperio extenso y poderoso, que solo se extinguió con la llegada de los españoles en el siglo XVI.

Origen de los aztecas

Lo que dice la leyenda

Los aztecas llegaron a Mesoamérica (una región que se extiende desde América del Norte hasta América Central) alrededor del siglo XIV. Según la tradición, el origen de este pueblo radica en el legendario Isla Aztlán («Terra de Garças», en lengua náhuatl), ubicada en algún lugar del norte de México o sur de Estados Unidos. De hecho, la palabra azteca significa «Pueblo de Aztlán».

Sin embargo, no se sabe con certeza si realmente existió esta ciudad ancestral o su ubicación exacta. Incluso hoy en día, el verdadero origen de los aztecas está envuelto en misterio..

Lo que se sabe

Leyenda o no, lo cierto es que los mexicas emigraron del norte al sur, hacia el altiplano mexicano. La larga peregrinación habría durado varias décadas y terminó alrededor del 1300, cuando se asentaron a orillas del lago de Texcoco. Unos años más tarde, en una isla pantanosa, el ciudad de Tenochtitlán.

Según la tradición, el lugar había sido indicado por el dios Huitzilopochtli («Colibrí del Sur»). La vista de un águila posada sobre un cactus comiéndose una serpiente marcó, según la leyenda, el final de la peregrinación y la tan esperada llegada a la tierra prometida.

Características del pueblo azteca

Sociedad azteca

La sociedad azteca estaba estratificada. En otras palabras: se dividió en variedades de uva muy definidas. Tú noble estaban en la cima de la jerarquía social. Eran sacerdotes, guerreros que habían realizado grandes hazañas y miembros de la familia y personas cercanas al rey, el jefe supremo o gobernante de la ciudad.

Más abajo en la jerarquía estaba el gente, formado básicamente por artesanos y agricultores, además de comerciantes, que transportaban mercancías por todo México. Como veremos más adelante, el comercio fue una de las principales actividades de la economía azteca.

Abajo todavía estaban los esclavos, generalmente prisioneros de poblaciones dominadas por los aztecas. A veces, los prisioneros de guerra terminaban sirviendo como sacrificio a los dioses.

Política azteca

La organización política de los aztecas estuvo marcada por la división en clanes. La capital Tenochtitlán, por ejemplo, estaba compuesta por 20 clanes, reunidos en 4 fraternidades en áreas específicas dentro de la ciudad. Los clanes eran relativamente autónomos, tenían sus propias tierras y su propia administración.

De cada uno de los clanes, un representante salió para el Consejo Supremo, que ejercía las funciones legales y políticas. Fueron los miembros del Consejo quienes eligieron a cada uno de los comandantes militares de las fraternidades, de entre los cuales se eligió al jefe supremo.

A pesar de este carácter democrático de la política azteca, en la época de la conquista española existía en la práctica un régimen más cercano a una monarquía hereditaria que cualquier otra cosa. Prueba de ello es el hecho de que Montezuma II, el último rey azteca, hijo del anterior gobernante, Axayácatl.

Economía azteca

LA agricultura era la base de la economía azteca. Cultivaban maíz, frijoles, algodón, pimientos, tomates, chía, tabaco … El árbol del cacao era considerado un árbol sagrado. Su fruto, el cacao, era tan valioso que sus semillas se usaban como monedas. Aproximadamente 100 granos de cacao fueron suficientes para comprar una manta.

Debido a la falta de espacio, los aztecas desarrollaron una técnica muy interesante. A chinampas eran especies de jardines flotantes hechos básicamente de barro y arbustos, donde era posible plantar.

Todas las ciudades del Imperio Azteca tenían mercados bulliciosos, donde se intercambiaban productos. Las más valiosas fueron las piedras preciosas.

Religión azteca

Para entender la civilización azteca, es necesario hablar de su religión. Los aztecas eran politeístas: es decir, adoraban a más de un dios. Además de los dioses creativos, están los relacionados con elementos o fenómenos de la naturaleza, como el fuego y la lluvia. También existen entidades corporativas, dedicadas a un oficio o actividad específica, como el dios de los guerreros.

Algunos dioses del panteón azteca

La deidad relacionada con el agua más importante era Tlaloc, el gran dios de la lluvia y la fertilidad, adorado principalmente por los agricultores. Hablando de agricultura, estaba la deidad Cinteotl, el dios del maíz. Otro dios muy popular fue Xochiquetzal, una deidad azteca de belleza y amor.

Pero los dos principales dioses aztecas son Tezcatlipoca, llamado «dios del espejo que fuma», y Quetzalcóatl, la «serpiente emplumada». El primero es el dios de los guerreros. El segundo, de los sacerdotes. Según la mitología azteca, estos dioses lucharon entre sí. El resultado fue la victoria de Tezcatlipoca, un dios brujo que pidió sacrificios humanos.

Los sacrificios humanos eran una parte esencial de los rituales religiosos aztecas

Los dioses aztecas eran buenos, pero también peligrosos y extremadamente exigentes. Esto explica la enorme cantidad de sacrificios rituales que tuvieron lugar en la sociedad azteca. Cuando los españoles llegaron a México, Los sacrificios humanos o animales eran diarios.

Las víctimas eran generalmente elegidas entre los esclavos. Los rituales se llevaban a cabo en templos ricamente decorados y eran realizados por la casta de sacerdotes.

El sacrificio más importante se realizaba una vez al año y se hacía en honor al dios Tezcatlipoca. Los preparativos tardaron meses. Un joven prisionero fue elegido para encarnar al dios y estaba vestido con ricas ropas. Le enseñaron artes nobles y le ofrecieron esposas. Se organizaron fiestas en su honor. Pero la «temporada divina» tenía un término bien definido. Y el destino del joven siempre acabó siendo la piedra del sacrificio.

Pirámides aztecas

Las pirámides aztecas eran una característica importante de la arquitectura de la ciudad. Fueron construidos con piedras y tenían una función religiosa. El propósito de las pirámides era para elevar al punto más alto posible los santuarios dedicados a los dioses. Allí se realizaban ceremonias y sacrificios rituales.

Así, si miramos su función, las pirámides aztecas eran diferentes de las pirámides egipcias, ya que eran grandes tumbas de personajes importantes, generalmente los faraones. En el caso de los aztecas, las pirámides eran elevaciones de piedra con acceso a la cima mediante escaleras.

La pirámide más importante de la civilización azteca fue la de la capital Tenochtitlán, llamada Templo mayor. Su construcción se inició en 1375 y a lo largo de los años ha sufrido varias ampliaciones. En la cima de esta pirámide había dos altares: uno dedicado al dios Tlaloc y el otro a Huitzilopochtli, dios de la guerra y patrón de la ciudad de Tenochtitlán.

Historia del pueblo azteca: expansión y declive del Imperio

Después de llegar a la tierra prometida y fundar Tenochtitlan, el ascenso fue rápido. Los aztecas se enfrentaron con algunos pueblos que vivían en la región. Como cualquier otro imperio, los aztecas tuvieron que imponerse para expandir sus dominios, siendo la guerra un elemento clave para que entendamos cómo se formó este imperio que se extendió por todo el Valle de México.

Supremacía militar de los aztecas

Con la victoria sobre los tepanecas, los aztecas demostraron definitivamente su supremacía militar sobre otros pueblos. Pero el pico de la ascensión ocurrió en el año 1428, cuando el Triple Alianza entre las ciudades-estado de Texcoco, Tlacopan y Tenochtitlán, que se convirtió en la capital del Imperio Azteca.

Las tribus independientes que quedaron fueron todas dominadas por el imperio naciente. Bajo Moctezuma I (1440-1472), el quinto gobernante de Tenochtitlán, los aztecas extendieron su dominio al otro lado del valle, más al sur. Su sucesor, Axayacatl, quien gobernó entre 1469 y 1481, logró avanzar a Oaxaca, en el sur de México.

Una curiosidad: ¡la capital del Imperio Azteca era la ciudad más grande del mundo!

Durante dos siglos, Tenochtitlán fue la gran capital del Imperio Azteca. Al principio, fue un asentamiento agrícola. Pero poco a poco se fue transformando en una auténtica metrópoli urbana, con una población que sobrepasaba la 250 mil personas.

A modo de comparación, París, la ciudad europea más grande de la Edad Media, tenía alrededor de 200.000 habitantes cuando se fundó la capital azteca. Eso quiere decir que Tenochtitlán fue la ciudad más grande del mundo en el siglo XVI!

Además de ser un gigante, la capital azteca estaba bien organizada

Tenochtitlán se construyó sobre islas en el lago de Texcoco. Las canoas eran el principal medio de transporte en una ciudad con una compleja red de canales. El centro de la ciudad estaba ocupado por un área sagrada, donde se ubicaba el Templo Mayor: la pirámide de Tenochtlán.

Desde este centro partían carreteras en dirección a los puntos cardinales, dividiendo la ciudad en cuatro distritos principales. La gente vivía en casas sencillas de un solo piso.

Tan pronto como llegaron, los europeos se asombraron de lo que vieron. Les asombró no solo el tamaño, sino la suntuosidad de los palacios, así como la higiene y el orden del espacio urbano.

Cómo el Imperio llegó a su fin

La influencia del imperio se extendió a Guatemala, alcanzando su apogeo en 1519, durante el reinado de Moctezuma II. Ninguna otra civilización precolombina ha sido tan poderosa. Los aztecas aplicaban impuestos a otros pueblos y dominaban el comercio. Pero el dominio azteca sobre Mesoamérica duró poco. De hecho, duró hasta el llegada de los españoles.

Los españoles se aliaron con otros pueblos contra los aztecas. Tomado prisionero por los conquistadores europeos, Moctezuma murió en 1520. Hubo resistencia contra la invasión, pero fue en vano.

RELATED ARTICLES

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Most Popular

Recent Comments